viernes, 18 de julio de 2014

"El último poema", por Manuel Fernández Casanova (homenaje a José Ángel Valente)

En este día en el que se cumplen 14 años de la desaparición del poeta José Ángel Valente, nos ha parecido interesante ofreceros el artículo "El último poema", a cargo del crítico literario Manuel Fernández Casanova, previamente aparecido en el libro Presencia de José Ángel Valente, publicado en 2010 por la Universidade de Santiago de Compostela. El origen del volumen, tal como indica su editor, Andrés Sánchez Robayna, está en una velada homenaje al poeta celebrada el 4 de diciembre de 2009 en Madrid, en la que los siete especialistas invitados comentaron un poema del escritor ourensano previamente escogido por cada uno de ellos. De entre las diversas contribuciones, todas de notable interés, hemos seleccionado la presente por tratarse del análisis, efectivamente, del último poema surgido de la pluma de Valente, "(Anónimo: versión)", por otra parte, uno de nuestros preferidos. Sirva así esta nueva edición de nuestra sección "Plumas ajenas" como sentido homenaje de 20añosnoesnada a José Ángel Valente, en este día de conmemoración de la falta del hombre, que no del cantor ni de su canto, inextinguibles, imperecederos.

S'incomincia per cantare
E si canta per finire
("Uno", ProverbiG. Ungaretti)

El poema escogido para el comentario es «Anónimo: versión», composición que cierra el último libro de José Ángel Valente, Fragmentos de un libro futuro. Dice así:

Cima del canto.
El ruiseñor y tú
ya sois lo mismo.

Vaya por delante que las palabras que siguen no pretenden ser una interpretación, indefectiblemente baldía, de lo que de por sí se caracteriza por su inefabilidad y su inagotabilidad. Sólo quieren ser el relato de mi propia «aventura personal» en el enigma de esta escritura. Por otra parte, todavía hoy me veo incapaz de justificar los motivos que me llevaron a elegir este poema. Sólo diré que, desde un inicio, mi pensamiento fue guiado hacia él; y que a lo largo del camino fue surgiendo la vaga pero terca intuición de que en los surcos de tan escueta composición, en apariencia modesta estación final de trayecto, se entrañaban algunas de las reflexiones cardinales en la obra de Valente. No en vano, ahora sé que «Anónimo: versión» concentra en su interior (a pesar de su aparente sencillez, o precisamente en virtud de ella) toda la potencia seminal inherente a la escritura valentiana, caracterizada por la búsqueda de una palabra acorde con el ideal del logos spermatikos, es decir, una palabra preñada de sentidos y en estado de perpetua creación.

Antes de adentrarnos en la espesura del texto, tal vez convendría examinar sus alrededores: su título, la forma estrófica escogida y el libro en el que se inserta.

sábado, 5 de julio de 2014

À la recherche du jazz perdu #2 (final version)

"Music is an addiction", Miles en plena adicción.
El Negro / Con la trompeta en los labios / Tiene oscuras ojeras de fatiga / Bajo unos ojos / En los que el dormido recuerdo / De los barcos de esclavos / Se avivaba al chasquido del látigo / Sobre sus muslos.

El Negro / Con la trompeta en los labios / Tiene una cabeza de pelo rebelde / Ahora bien domado, / Encharolado / Hasta brillar / Como el azabache, / Si de azabache fueran las coronas.

La música / De la trompeta en sus labios / Se hace miel / Mezclada con luego líquido. / El ritmo / De la trompeta en sus labios / Se hace éxtasis / Destilado de viejos deseos,


jueves, 3 de julio de 2014

coda... #2


y al primer trino,
el alba parpadea
con tictac de semáforo
y una hoja se sueña página
sobre el húmedo asfalto.
crepita la luna embriagada
en la profundidad de las sábanas.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...