domingo, 14 de diciembre de 2014

autumndelia

Garfio busca en vano el secreto de su mano
("Peter Punk", Leopoldo María Panero)

...porque somos como hojas de periódico alzadas por el viento, bandadas de palabras que ya no interesan a nadie. viejas imágenes de ti y de mí ruedan calle abajo y llevadas por el tiempo toman caminos opuestos. algunas se desafían a sí mismas en el borde de las aceras, otras buscan abrigo de los besos bajo los portales. forman parte del lodo y de las nubes, de los juegos en el patio y la caricia del arco iris: un muchacho distraído graba en su pupitre un rasguño infinito con las dobladas líneas de nuestros titulares...

y aunque una y otra vez todas y cada una de mis indecisiones sobrevolaran con alas adoquinadas la superficie oleosa de tu soledad caleidoscópica, todavía hoy (tantos años más tarde) me descubro dibujando los posos de tu estela a pequeños sorbos, mientras afuera se declara sobre el vaho de la ventana la imperfecta policromía de otro otoño en retirada...

sábado, 13 de diciembre de 2014

Pájaro abatido



No es un ave discreta. Persiguió a los veleros
para alimentarse y hacer gala de su prestancia
ante la marinería. Rondaba en círculos sobre la nave
y quedaban absortos por su blancura:
la belleza inútil, romántica y esquiva.
Murió, a palos, de exagerado narcisismo.

Fue desplumado entre la algarabía.

("La leyenda del albatros", Joaquín Marco)

miércoles, 10 de diciembre de 2014

tortugo

a Alma Estela e Iseo

todavía sorprendido por la brillante exposición de su hija mayor de los conceptos de infinito y número π, replantea la cuestión introduciendo la noción de número tortugo (numerus tartaruchus), el número más lento del que se tiene conocimiento (al menos en tierra firme), tan lento que, al menor descuido, no duda en transformarse en cualquier otra cifra para desesperación de contables y alborozo del matemático poeta. la niña, obviamente, no cree una palabra de cuanto afirma su padre, pero este, adivinando una leve vacilación en aquella, contraataca con los conceptos de número liebre (el antitético puro del número tortugo) y el nunca visto ni oído -pero siempre admirable- número ciervo, el único del que se sabe -junto a algunas versiones del 4- que dispone de cornamenta. no deja de ser sorprendente, dada la surreal perorata, la estupefacción en el rostro del ufano padre a la pregunta de la hija menor: "papá, el número tortugo, ¿puede ser de color verde?".

lunes, 24 de noviembre de 2014

cambios


resultaba reconfortante levantarse
mañana tras mañana
y comprobar frente al espejo
que todos los cambios seguían el curso
imprevisto

viernes, 21 de noviembre de 2014

novela



absorbido por la rutilante multitud
en aquel cegador instante
supo que
jamás
escribiría la novela
para la que se había estado preparando
toda una vida

domingo, 16 de noviembre de 2014

El aura

"El aura", Fabián Bielinsky
"De pronto las cosas cambian, es como si el mundo se detuviera y se abriera una pequeña puerta en la cabeza que dejara pasar cosas... ruidos, música, voces, imágenes, olores: olor a escuela, a cocina, a familia. Ahí ya sé que el ataque es inminente y no se puede hacer nada para detenerlo. Es horrible y perfecto. Y durante unos segundos sos libre. No hay alternativa. Todo se ajusta, se estrecha.
Entonces uno se entrega.”
¿Epilepsia o inspiración?

viernes, 7 de noviembre de 2014

todos menos él...

- Doesn't it make you proud to be Scottish?
- It's shite being Scottish!
We're the lowest of the low.
The scum of the fucking Earth! [...]
Some hate the English. I don't. They're just wankers.
We, on the other hand, are colonized by wankers.
Can't even find a decent culture to be colonized by.
We're ruled by effete arseholes.
(Trainspotting)
como un borrón en el paisaje de la multitud
("Todos menos tú", Joaquín Sabina)
An extraordinary guy can never have an ordinary day
("Magic Pie", Oasis)

se levanta, descorre las cortinas de un tirón y la intensidad de la luz le sorprende con una ola, un arcoiris, el arañazo de una cometa y un inconfesable latido de verdor sobrenatural orbitando alrededor de su erección matutina. tuerce el gesto, vira 180 grados que le parecen 1.800 y sus pupilas se posan en la ajenidad de aquel cuerpo todavía entre sábanas, dueño de un aliento tan leve como el sueño de una nube pasajera. barcelona, 11 de septiembre de 2014. con la primera arcada, sus ojos describen una portentosa elipsis que le traslada a algún punto equidistante entre las gárgolas, la frívola sensatez y el anhelo insatisfecho de una ciudad que en este día vuelve su mirada al pasado ebria de futuro. (tras la segunda arcada, contiene la respiración, pone el seguro en la boca del estómago y, consolidada la posición, manotea las sábanas en busca del cuerpo, pero el pájaro ya ha volado -tal vez nunca estuviera-, dejando en su lugar al engolado buitre de la apatía.)

domingo, 2 de noviembre de 2014

sangre



¿quieres saber de mi sangre?
mi sangre es pura obsesión de sí misma.
se observa, se estudia, se acecha,
y cuando se sabe en su poder,
se ataca una y otra vez,
sin darse tregua,
hasta que consigue hacerse daño,
en lo más hondo, donde duele la verdad,
heridas que no pueden verse a simple vista
y que no cicatrizan en la vida...



lunes, 20 de octubre de 2014

domingo, 19 de octubre de 2014

detrás del espejo




tenía la certeza de que si permanecía
por más tiempo en aquel punto,
acabaría por:
                            a) odiarse
                            b) devorarse
                            c) dilapidarse
                            d) ofrecerse en sacrificio

...a sí misma

jueves, 2 de octubre de 2014

nessie



...si bien jamás lograría acallar
al nocturno animal que moraba
en el fondo del espejo

viernes, 29 de agosto de 2014

estío, último acto


en medio de aquel tiempo oscuro e inmisericorde,
aquel repentino latido de verdihúmeda incertidumbre:
el bosque, enigma de la vida abierto ante sus ojos 

jueves, 14 de agosto de 2014

onirotregua

luna roja, noche en blanco, bajo la sábana se revuelve la memoria con dedos amarillentos. corren las manecillas dando la espalda a las cornisas del tiempo, hasta que con el primer destello del día, se rasgan los cortinajes y ruedan por el suelo los dados del ayer.

solo entonces la piel se reconoce piel, cuando se dilata hechizada ante el parpadeo púrpura del cielo.


solo entonces el alma se recoge en su balbuceo anhelante, en el corazón que se deja latir distraído por la crepitación verde del silencio atónito.

viernes, 18 de julio de 2014

"El último poema", por Manuel Fernández Casanova (homenaje a José Ángel Valente)

En este día en el que se cumplen 14 años de la desaparición del poeta José Ángel Valente, nos ha parecido interesante ofreceros el artículo "El último poema", a cargo del crítico literario Manuel Fernández Casanova, previamente aparecido en el libro Presencia de José Ángel Valente, publicado en 2010 por la Universidade de Santiago de Compostela. El origen del volumen, tal como indica su editor, Andrés Sánchez Robayna, está en una velada homenaje al poeta celebrada el 4 de diciembre de 2009 en Madrid, en la que los siete especialistas invitados comentaron un poema del escritor ourensano previamente escogido por cada uno de ellos. De entre las diversas contribuciones, todas de notable interés, hemos seleccionado la presente por tratarse del análisis, efectivamente, del último poema surgido de la pluma de Valente, "(Anónimo: versión)", por otra parte, uno de nuestros preferidos. Sirva así esta nueva edición de nuestra sección "Plumas ajenas" como sentido homenaje de 20añosnoesnada a José Ángel Valente, en este día de conmemoración de la falta del hombre, que no del cantor ni de su canto, inextinguibles, imperecederos.

S'incomincia per cantare
E si canta per finire
("Uno", ProverbiG. Ungaretti)

El poema escogido para el comentario es «Anónimo: versión», composición que cierra el último libro de José Ángel Valente, Fragmentos de un libro futuro. Dice así:

Cima del canto.
El ruiseñor y tú
ya sois lo mismo.

Vaya por delante que las palabras que siguen no pretenden ser una interpretación, indefectiblemente baldía, de lo que de por sí se caracteriza por su inefabilidad y su inagotabilidad. Sólo quieren ser el relato de mi propia «aventura personal» en el enigma de esta escritura. Por otra parte, todavía hoy me veo incapaz de justificar los motivos que me llevaron a elegir este poema. Sólo diré que, desde un inicio, mi pensamiento fue guiado hacia él; y que a lo largo del camino fue surgiendo la vaga pero terca intuición de que en los surcos de tan escueta composición, en apariencia modesta estación final de trayecto, se entrañaban algunas de las reflexiones cardinales en la obra de Valente. No en vano, ahora sé que «Anónimo: versión» concentra en su interior (a pesar de su aparente sencillez, o precisamente en virtud de ella) toda la potencia seminal inherente a la escritura valentiana, caracterizada por la búsqueda de una palabra acorde con el ideal del logos spermatikos, es decir, una palabra preñada de sentidos y en estado de perpetua creación.

Antes de adentrarnos en la espesura del texto, tal vez convendría examinar sus alrededores: su título, la forma estrófica escogida y el libro en el que se inserta.

sábado, 5 de julio de 2014

À la recherche du jazz perdu #2 (final version)

"Music is an addiction", Miles en plena adicción.
El Negro / Con la trompeta en los labios / Tiene oscuras ojeras de fatiga / Bajo unos ojos / En los que el dormido recuerdo / De los barcos de esclavos / Se avivaba al chasquido del látigo / Sobre sus muslos.

El Negro / Con la trompeta en los labios / Tiene una cabeza de pelo rebelde / Ahora bien domado, / Encharolado / Hasta brillar / Como el azabache, / Si de azabache fueran las coronas.

La música / De la trompeta en sus labios / Se hace miel / Mezclada con luego líquido. / El ritmo / De la trompeta en sus labios / Se hace éxtasis / Destilado de viejos deseos,


jueves, 3 de julio de 2014

coda... #2


y al primer trino,
el alba parpadea
con tictac de semáforo
y una hoja se sueña página
sobre el húmedo asfalto.
crepita la luna embriagada
en la profundidad de las sábanas.

martes, 24 de junio de 2014

La calle Peligro, onirotáfora punk en tarde de resaka

All these places have their moments / Of lovers and friends I still can recall. /
Some are dead and some are living / In my life I've loved them all.

1: en cada uno de los bares del recorrido habitual, tras cada mirada o desdén, con cada palabra o palmetazo en la espalda, las mil y una veces que en cada concierto llevabais los vasos rebosantes de cerveza a vuestros sedientos labios. desafiabais a la noche del mundo con cada erección de vuestras encrespadas y grasientas cabelleras, y sacudíais el aire enardecido por el humo de los porros con redobles y guitarreos imaginarios. erais arrogantes y zafios, intuitivos y díscolos hasta lo pretencioso, auténticas estrellas del rocanrol sin necesidad de haber tocado una puta nota. una raza aparte de genios incomprendidos, el último eslabón perdido en la cadena que llevaba de elvis a vicious. y los demás debían de ser verdaderos tarados para no haberos dado bola...

lunes, 23 de junio de 2014

nadie, ¿espejismo o remiendo?

nadie
una mascarada de miradas, lecturas,
opiniones, gestos, deseos o
malentendidos ajenos,
con los que (re)(de)construir
una seudoidentidad
aplazada
a la que tachar de propia,
y de la que estar sujeto, colgado, absorto...
como ante un espejismo remendado

sábado, 14 de junio de 2014

Colección de estampas añejas: Hoy, 2014: el principio del fin del bipartidismo

(Imagen de la última final de la Copa de España jugada por los protagonistas habituales.
Nota: No dudamos de que al jugador que luce el número 3 -madridista confeso-
le chirriaría la imagen. Lo mismo nos sucede a muchos
cuando sale de su boca la palabra "socialista".)

viernes, 9 de mayo de 2014

Héroes

no es difícil imaginar lo que debieron  
sentir aquellos mozalbetes ingleses  
al oír por primera vez  
aquellos buenos rocanroles de elvis. 
algo grande por hacer, 
joven y fuera de la ley, 
la droga de las mil maravillas, 
el mundo entero en tus manos, 
a tus pies, y ritmo! ritmo! ritmo! 
en una canción de tan solo dos minutos.
(jack lingualunga, cuando las ganas de follar aprietan...)


...me devolví a la noche. me tomé mi tiempo (nunca se sabe). había permanecido ahí, como gata en celo, a la vuelta de la esquina. ahí, sin moverse de mi alma. un bar sudando güisqui, una sonrisa tatuada en carmín, un gemido anegado de mar: ante los vasos vacíos, me escruto entre la salvaje tentación de creerme mi propia fantasía.

ya en la calle, multitud de colores resbalan por mis manos: encienden la mañana. mi vómito persigue la estela del último bus, que se quedó ahí, que no se movió en toda la noche. tosco aroma, resaca, desengaño y sueños. sueño... demasiado sueño... para empezar de nuevo.

los héroes del rocanrol iniciaron la revuelta sin ti. probablemente, no habías nacido, o no te conocían, o quizá tan solo borraron tu cara de su memoria.

domingo, 4 de mayo de 2014

onirosuma

Jack Lingualunga, by Back Door Man 
pienso en el Tiempo colgando
de un
clip
(H. Chinaski)

(pienso en) el Tiempo que quiso ser
acorde, la Claridad que se deseó
espejismo, la Memoria deslizando sus muñones
sobre la frágil luna de la visión.

suma en la noche si quieres
ganar el día,
el día de las sombras circulares sin fondo.

mejor sin pasión.
abismado en el invierno
de un lecho furtivo,
en la voracidad avara
                                                    de una muerte
                                                    de bolsillo...

lunes, 21 de abril de 2014

"De cómo Juan Ramón Jiménez predijo la llegada de Gabo", por Noemí Montetes-Mairal y Laburta

En abril de 1946 Juan Ramón Jiménez publicó un muy extenso artículo: “El modernismo poético en España y en Hispanoamérica”. No era la primera vez que el poeta de Moguer reflexionaba acerca de esa cuestión, ni sería la última. De hecho, el tema le obsesionaba hasta el punto de que a menudo utilizaba cualquier subterfugio para colarlo de rondón en cartas, conferencias y todo tipo de escritos que abordasen otros aspectos, no digamos ya cuando desde el principio indicaba que ese iba a ser el argumento central de su ensayo: en ese caso los textos solían ser aún más extensos, prolijos, personales –lo cual no implicaba que no fuesen rigurosos- apasionados y muy intuitivos.

Así fue él siempre en sus escritos críticos: subjetivo, en ocasiones excesivamente arbitrario, pero muy a menudo, también, tremendamente acertado, de una deslumbrante lucidez.

Tal es el caso del artículo que nos ocupa.

sábado, 12 de abril de 2014

oniroazul

Back Door Man In Blue,
by Jack Lingualunga
este calor opaco que se confunde con mi sangre,
que me vacía por dentro, me consume...

con las primeras luces del alba, tras la persiana, cinco grados más allá de la realidad, volvían a chirriar sobre las callejas las ruedas de los esponsales laborales de todos los días. encendió la luz y el azul amoratado del sueño se abrió en jirones cuando extendió la espuma de afeitar sobre su rostro astillado. con azarosa precisión geométrica deslizaba la maquinilla de arriba abajo, a izquierda y derecha, en un maquinal juego rectangular que alcanzó su clímax una vez narciso aceptó que hacía días que era otro el que tercamente reflejaba el minúsculo espejo de su memoria...

viernes, 11 de abril de 2014

oniroverde (work in progress)

Venusen mendia, por Jack Lingualunga
encontró abril entre los papeles, mil esquinas más frágil que diciembre huraño y grisáceo. un inoportuno espasmo, seguido de una arcada incontenible, atenazó su ánimo. meses atrás se había presentido dardo, y había garabateado el horizonte con el vuelo de tiza de su sexo incandescente. pero ahora, con la vuelta de la primavera y su promesa de luz a perpetuidad, se le había revelado sin indulgencia el mellado filo de su existencia.

se lio otro cigarrillo con dejo a definitivo, dio un par de caladas y dejó caer con premeditado desdén las migas del desayuno al suelo. amasijo de hebras, dedos y sueño, 
abandonó todo señuelo de voluntad a la mañanacomo una marioneta al fin libre de sus hilos, pero también de su única razón para alejarse de sí escaleras abajo.


Y qué mejor, en este viernes insultantemente primaveral, que ha sorprendido a Nadie extenuado en su camastro con algunas décimas de fiebre, que homenajearle (en una nueva edición de nuestra intermitente sección ALGO MÁS QUE RUIDO) con un vídeo del tema de Polanski y el Ardor "Las venas de mi amigo están ardiendo", perteneciente a una actuación en la sala Rock-Ola de octubre de 1982. Con ello, además, saldamos nuestra particular deuda con esta banda, una de los que junto a Derribos Arias más llamara nuestra atención en aquellos años urgentes y febriles, por su increíble energía -sobre todo en el directo- y la originalidad de su propuesta, basada en el desparpajo de unas letras elípticas, irónicas, provocativas, y en un ritmo electrizante, de cuyo convulso oleaje emergían una y otra vez con obsesiva obstinación los fraseos del saxo, desquiciado contrapunto a la áspera y magullada voz del frontman y compositor Víctor M. Vázquez. 

sábado, 5 de abril de 2014

Al alba


La luz de la aurora lleva 
semilleros de nostalgias 
y la tristeza sin ojos 
de la médula del alma.
("Alba", Federico García Lorca, frag.)

viernes, 21 de marzo de 2014

La herida de Penélope

Musisz opiewać okaleczony świat.
Patrzyłeś na eleganckie jachty i okręty;
jeden z nich miał przed sobą długą podróż,
na inny czekała tylko słona nicość. [...]
Opiewaj okaleczony świat
i szare piórko, zgubione przez drozda,
i delikatne światło, które błądzi i znika
i powraca.

 (Debes alabar al mundo herido.
Mirabas yates y barcos,
uno de ellos tenía que emprender un largo viaje,
al otro le aguardaba la salobre nada. [...]
Alaba el mundo herido
y la pluma gris perdida por un mirlo,
y la luz delicada que vaga y desaparece
y regresa.
-"Intenta alabar al mundo herido", Adam Zagajewski, frag.-)

lunes, 10 de marzo de 2014

Invierno, último acto


"El undécimo mandamiento
es no dejarse deslumbrar."
(Franz Biberkopf)


Es mediodía. Un parque. 
Invierno. Blancas sendas; 
simétricos montículos 
y ramos esqueléticos.

Un viejecillo dice, 
para su capa vieja: 
"¡El sol, esta hermosura 
de sol...!" Los niños juegan.

("Sol de invierno", frag., A. Machado)

domingo, 2 de marzo de 2014

Carnavales 2014 (oniroalegoría)

Don Carnal y Doña Cuaresma, flanqueados por sus respectivos
palmeros, disputándose el beneplácito de las encuestas
al respecto del resultado final del pasado debate de la nación.
Al fondo de la escena, un sacrificado padre enseña
a su inocente vástago la senda que conduce a su porvenir,
situado -cómo no- fuera del cuadro.

sábado, 1 de marzo de 2014

oniropecio #1

relámpago, laberinto, espejismo,
oscuridad seminal,
                            imágenes de lo inagotable,
miríada de sentidos
nutridos y a su vez nutrientes       de la raposa asustada
                                                       oculta bajo la pupila.
claridad de lo inesperado
                                          en sombra apenas perfilada

                                  la memoria anida
                                                      ahonda
                                                      ondea
en su vuelo sin alas
en la voluta
                                                de las dos, tres, cinco
                                                lunas
en las que colgué
mi supervivencia
de la percha
de tu desconcierto...

en tu mirar solitario                                                                       rodeado de extraños
                                                  deseaba yacer
                                                  arropada                                        por palabras azadas
                                                                       (aristas de luz)
que pugnaban por partirme de mí

se puede suspender el tiempo en el ascua de un cigarrillo
sin necesidad
                    de labio
                               corredizo uno?
(HEBRAS DE LUZ
NOS APUNTAN                                                                                CON OJOS
                                                 AMARTILLADOS)

sábado, 22 de febrero de 2014

Homenatges

"...sino estelas en la mar"
Para Estela M. M.

En data tan assenyalada com la d'avui (vint-i-novè aniversari de la mort de Salvador Espriu i setanta-cinquè aniversari de la d'Antonio Machado a l'exili), Penèlope ens suggereix aquest lúcid poema del primer d'ells. Sia, per tant, aquesta entrada un sentit homenatge a tots dos poetes, així com a aquesta modesta bitàcora, que demà compleix el seu segon aniversari.


HO VOLDRIA DIR AMB ELS MEUS LLAVIS DE VELL

Amb sofriment he vist. Ja no recordo el mar.
Camino l'últim solc, després vindrà el desert.
Sota clarísims cels, escolto com el vent
em diu el nom guanyat, aquest meu nom: "Ningú."
Seran temps de repòs, i em decanto a mirar
per darrera vegada la llum d'un llarg ponent.
Ara, sense cap por, tot sol, m'allunyaré,
nit endins, Déu endins, per la sorra i la set.

("Ulises se transforma en Nadie para sobrevivir y, paradójicamente, tras ser Nadie se acrecienta, aumenta su dimensión heroica, deja en nosotros un recuerdo indeleble. En el poema de Espriu, el yo lírico se transforma en Nadie justamente con la voluntad contraria: de disminuir, empequeñecerse, disolverse en lo que le rodea hasta llegar a ser nadie, ahora sí, en minúsculas. En manos de nuestro autor, la narración mitológica se ha renovado desde la raíz y ha convergido con la meditación ascética sobre la vanidad", Gemma Gorga.)

(Traducción al castellano)


domingo, 9 de febrero de 2014

estelas...


el verso como horizonte o la palabra como espejismo.
y la lectora, extasiada, que se deja arar
ajena al tiempo por lo inagotable e infinito,
al solo ritmo del negro sobre blanco.
las imágenes se suceden removiéndola,
zarandeándola, creándola cero, iluminando
estelas ya imposibles en las seducidas palmas de sus manos.
maldita (bendita) implosión de sentidos surgida
con cada inmersión en el huidizo fondo de la existencia.

miércoles, 5 de febrero de 2014

La ascensión al vacío de Nadie

Is there a life before death? (S. Heaney)

Se mueven las escaleras mecánicas, cuán 
inmóviles
las estatuas de mis prójimos desconocidos.
Con qué lentitud van subiendo, sin esfuerzo,
sin cansarse. [...]

Miro a la multitud que va subiendo.

Tantas caras, tantas mejillas, tantas
esperanzas, esperas, manos entrelazadas,
en los iris de los ojos saltones
la luz se cruza con la sombra.

Tantas caras, tantas manos

y una única imaginación.
Nosotros, que volvemos, ya lo sabemos:
arriba no hay nadie que nos espere.

("Escaleras mecánicas", frag., Adam Zagajewski)

domingo, 19 de enero de 2014

miércoles, 1 de enero de 2014

New Year's Day

Under a blood red sky, by Jack Lingualunga

"El undécimo mandamiento es no dejarse deslumbrar."
(Franz Biberkopf)
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...